Los sin techo y los fogones

Antes de ponerme a discutir con cualquiera la situación de los sin techo siempre pido que se reconozca un par de datos:
¿Qué maldición hemos creado con la heroína y otras drogas para que un solo acto nos lleve a la peor de las pesadillas?
¿Qué significa drogas aceptadas y drogas malditas?
Lo que si he encontrado es problemas personales ante los que no se tiene defensa y eso si que es más problemático.
Como ejemplo lo que ha pasado recientemente en Paris y un cocinero de la Casa Real Belga.
Dice mucho de instituciones que, alejadas de la realidad por una tradición sin justificar, no tienen capacidad alguna de ver la realidad del día a día.
En El País lo relatan con más detalle en la edición de hoy, 29 de diciembre.
No hay en la noticia nada absoluto. Es un detalle más de una vivencia universal incomprensible y es el oceano del mal en el mundo. Perder el miedo a atravesarlo es el reto definitivo.
¿Cómo es posible ver a los ETARRAS, sin ir más lejos, viviendo bajo techo, por ejemplo y un pobre yonqui entrando y saliendo de cárceles y albergues de indigentes?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s